miércoles, 13 de agosto de 2008

¡Hasta mañana, que se me cierran los párpados como persianas en domingo,...!