viernes, 22 de agosto de 2008

De vuelta ya, Carmen y yo, de una cena familiar de celebración de 31 años de matrimonio...