martes, 23 de diciembre de 2008

Nunca pensé que comprar un coche fuese tan lioso... Yo que he comprado analíticamente los anteriores.